Una formación enfocada en la Psicología emocional y la Neurociencia conductual

Uno de cada cinco trabajadores padece del Síndrome de Burnout, también llamado síndrome de estar quemado o de desgaste profesional, según la Fundación Europea de Mejora de las Condiciones de Vida y de Trabajo.

Este se constituye como una alteración emocional en el cual una persona se encuentra en un estado de agotamiento y desgaste excesivo por causas relacionadas con sus dinámicas laborales. Para la fundación, esta situación es la punta del iceberg de una compleja estructura de problemas emocionales que parten de la cotidianidad del trabajo, pero afectan a la vida familiar, el bienestar emocional, la salud física y emocional de las personas.

De acuerdo con el Instituto Psicobiológico y las diferentes investigaciones que lo avalan, el bienestar y la salud física y emocional se mejora notablemente con el desarrollo de habilidades en inteligencia emocional sistémica y multidisciplinar. En este caso, son clave los aportes de la psicología emocional, la inteligencia emocional y la neurociencia conductual como ciencias de la salud, para afrontar las presiones de la vida, trabajar de manera productiva y contribuir a la comunidad, por lo que se hace necesario prestarle atención con urgencia.

 

Salud emocional y su relación con el ámbito laboral

Teniendo en cuenta que un trabajador promedio ocupa alrededor del 30 % de su tiempo en el desarrollo de sus funciones laborales, se hace evidente que su bienestar emocional va a estar determinado por el entorno en el que habita durante su jornada de trabajo. La imposibilidad de gestionar ciertas presiones laborales, la exposición constante a la deshumanización de ciertas funciones, un mal ambiente laboral y una falta flagrante de liderazgo son el caldo de cultivo para que trabajadores de cualquier empresa experimenten problemas relacionados con su salud emocional. En ese sentido, es muy importante que las organizaciones reconozcan como una prioridad la calidad del estado anímico de toda su plantilla, teniendo en cuenta que la tranquilidad de los empleados repercute en la productividad y en el ambiente laboral.

El Departamento de Salud Pública y Ambiente de la Organización Mundial de la Salud, se pronuncia para que las empresas adopten medidas que promuevan el desarrollo de capacidades y hábitos saludables, con el objetivo de mejorar el bienestar de sus trabajadores tanto en las instalaciones de la compañía como en sus hogares. Deben existir programas enfocados en establecer las pautas básicas de gestión apropiada del tiempo, alimentación equilibrada y fomento de la actividad deportiva, así como en la implementación de prácticas corporativas que permitan un adecuado bienestar y salud emocional de los empleados, fomentando adecuadas relaciones interpersonales y liderazgos. 

Estos programas deben estar acompañados de profesionales con rigurosos conocimientos desde la psicología emocional y la neurociencia conductual y que tengan las competencias para ayudar a trabajadores a mejorar su bienestar y salud emocional tanto en el ámbito laboral como en el personal.

En ese sentido, el Instituto Psicobiológico, con un equipo excepcional de docentes, desde hace años diseña en cada edición, un exquisito programa en la modalidad máster o especialista, cuyo núcleo central de la formación es el entrenamiento en Inteligencia emocional desde el estudio científico de la psicología emocional, la neurociencia conductual y la salud, proporcionando un carácter multidisciplinar, transversal y sistémico, con la finalidad de adquirir herramientas para diseñar y ejecutar proyectos para una adecuada gestión emocional, inteligencia emocional y educación emocional.

Por otro lado, es fundamental incorporar rigurosos conocimientos que proporcionen un importante proceso de concienciación, el cual va a permitir modificar antiguos hábitos no saludables, modificar formas de reaccionar o relacionarse que, con frecuencia, suelen conducir a resultados no deseados. Como cambiar formas de pensar sesgadas cognitivamente que no permiten que se produzca un adecuado proceso reflexivo y, por lo tanto, impiden implementar estrategias personales de gestión emocional adecuadas.

Otro aspecto importante para el bienestar emocional en el ámbito personal y laboral es desarrollar un buen proceso de autoconocimiento basado en las excelentes aportaciones que la psicología emocional y la neurociencia proporcionan. Estas pueden permitir vivir una vida con más consciencia y con menos reacciones automáticas como las que son generadoras de estrés, conflictos, frustraciones tanto a nivel intrapersonal (conflictos que la persona tiene consigo misma) como a nivel interpersonal (conflictos que se tienen con terceras personas) o a nivel intragrupal (conflictos que se generan dentro de un grupo).    

El Instituto Psicobiológico ha abierto las inscripciones para el calendario académico 2022-23 e invita a todos los profesionales que desean complementar su formación a que se inscriban en estas formaciones cuyas modalidades son online y con intervenciones en directo (o en diferido), con un formato experiencial, vivencial muy enriquecedor, siendo unos encuentros muy especiales.

Las modalidades son Máster y Especialistas en Inteligencia Emocional Multidisciplinar y Sistémica con Bases Psicobiológicas, impartidas por el Instituto Psicobiológico certificadas por la universidad con el objetivo de ampliar sus conocimientos y construir caminos que les permitan crecer en el ámbito personal, académico y laboral.

 
 
 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba