La calidad de las relaciones sociales, salud mental y física se ve afectada por el nivel de Inteligencia emocional

Desde hace años se ha investigado sobre la influencia positiva de la inteligencia emocional en nuestra regulación emocional y en la mejora que supone para conectar emocionalmente con los demás. En este sentido, desde el Instituto Psicobiológico la inteligencia emocional se investiga con una visión multidisciplinar y transversal con un enfoque desde el estudio científico desde la Psicología, la Psicobiología y la Neurociencia conductual. Sus docentes de primera línea colaboran en cada edición investigando, actualizando y difundiendo  la importancia que tiene una adecuada gestión emocional en el ámbito cotidiano de nuestra vida y en concreto, en nuestras relaciones personales, profesionales y sociales.

Por este motivo, el interés en formarse en este campo ha ido creciendo y, en ese contexto, una de las opciones más solicitadas es el Máster en Inteligencia Emocional, Psicología, Neurociencia y Salud. Ese curso es impartido en el Instituto Psicobiológico, un centro de formación emocional especializado en el campo de la Psicología, Psicobiología y  Neurociencia conductual, con un aprendizaje integral que incluye la formación la ha convertido en una de las más completas de la oferta educativa.

 

Las relaciones sociales detentan poderosos efectos sobre la salud y la longevidad

La calidad de las relaciones sociales puede influir significativamente en nuestro bienestar y en nuestra salud mental y física, hasta el punto de tener tanto impacto como pueden repercutir en la misma el tabaquismo, la actividad física o la obesidad. Estas investigaciones han sido llevadas a cabo por diferentes científicos (House et al, 1988, Cacioppo et al., 2002; Cohen, 2004; Holt-Lunstad, Smiths y Layton, 2010).

Las relaciones positivas constituyen un considerable apoyo a la hora de adaptarnos a los eventos estresantes de la vida y fomentan, obviamente, el bienestar. Se ha encontrado un aumento muy significativo en las personas que mantienen relaciones sociales sólidas, independientemente de la edad, del sexo, del país de origen, o de cómo se definieron tales relaciones.

Las relaciones negativas, sin embargo, son fuentes de conflictos que restan salud y bienestar y causan potentes efectos (Rook, 1998), especialmente las que tienen lugar en ámbitos familiares o amistosos. En realidad, los intercambios sociales negativos pueden ser considerados un factor de estrés,  y por tanto pueden desencadenar la liberación de hormonas de esta alteración que exige al individuo un rendimiento superior.  Por esta razón, tanto las relaciones sociales propensas a conflictos como las decepciones recurrentes pueden contribuir a la desregulación de sistemas importantes del cuerpo, como el cardiovascular, el neuroendocrino o el inmunitario (Rook et al., 2007).

Por otro lado, es interesante resaltar que los beneficios para la salud varían, naturalmente, en función del tipo de relación, así, el matrimonio, la amistad íntima  y el parentesco paternal o fraternal ofrecen, en general, funciones de protección de la salud (Burleson et al., 2013). Así, del mismo modo que los hijos son importantes fuentes de apoyo, o las relaciones con los hermanos aumentan en valor e importancia en la vida posterior (Blieszner, 2009), las amistades también conforman valiosas fuentes de bienestar.

Es interesante subrayar que las relaciones ambivalentes sirven como fuentes de intercambios positivos y negativos (Birditt et al., 2004), que comprometen el deterioro de la salud, ya que ha sido observable la tendencia a una elevada presión arterial y acortamiento de la longitud de los «telómeros» (un indicador de envejecimiento celular) (Uchino et al., 2012).

 

El interés en formarse en inteligencia emocional multidisciplinar con bases psicobiológicas en el Instituto Psicobiológico

El interés en formarse en este campo ha ido creciendo y, en ese contexto, una de las opciones más solicitadas es el Máster en Inteligencia Emocional, Psicología, Neurociencia y Salud en el Instituto Psicobiológico (Madrid). De hecho, numerosos candidatos tras búsquedas de formaciones, argumentan que es una formación única en su línea y que no han visto otra igual, tanto en la línea de los contenidos como en la calidad de docentes.

El Instituto Psicobiológico de Madrid, es un centro de formación de referencia, especializado en el campo de la Gestión emocional, Inteligencia emocional, Educación emocional desde el estudio científico de la Psicología, Psicobiología, Neurociencia conductual y Salud, el cual incluye un aprendizaje integral, estando en la vanguardia con los contenidos de cada edición, el curriculum de los docentes es de una extraordinaria trayectoria académica,  habiéndose convertido esta formación en una de las ofertas educativas más solicitadas por su rigurosidad, ciencia, valores y docentes de prestigio.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba